Huellas gastadas

Me tuve que colgar de los recuerdos
al caminar las huellas tan gastadas
que dejaron mis pasos sin memoria
y ausentes de colores los paisajes.

domingo, 19 de enero de 2020

Jesús yo confío en ti


Amamos al creador con su grandeza
es nuestro salvador y agradeciendo
su perdón en este mundo ya muriendo,
le pedimos su ayuda con presteza.

Muéstranos tu dulzura y tu belleza
que en tu creación tu estés viviendo
y que el amor por ti siga creciendo,
cúbrenos con tu yelmo y tu pureza.

Tu eres un ser supremo mi señor,
tu obra es inigualable tan perfecta
y míranos mi Dios que es lo que hacemos

con toda la riqueza y resplandor
que has dado a nuestra vida imperfecta.
De tu mano a tu reino llegaremos.



J.Eugenia Diaz M.

domingo, 12 de enero de 2020

Gracias, a tantas cicatrices.


Aprendí a dar las gracias a todo lo roto en mi
a tantas cicatrices que me hicieron crecer
de adentro para afuera,
a las cosas calladas que hicieron explosión.

Recogí los pedazos doliéndome los brazos
y me abrace tan fuerte hasta escuchar la risa
de la pequeña niña hoy ya mujer madura
y le dije, ¡te admiro!
no más explicaciones,
no permitas que apaguen el pequeño fulgor
que te guía a las sombras de todas tus etapas.

Ahora que regresas y has crecido,
no te apenen los restos que yacen a tus pies
son del frágil capullo que siempre te sostuvo,
cuando el dolor te iba haciendo subir.
Quédate, cree en ti no te pierdas en silencios,
reconoce el sonido de tu voz.



J.Eugenia Diaz M.

lunes, 6 de enero de 2020

Leonora y sus peticiones


Leonora está preocupada
por su zapatito roto
y sin hacer alboroto
decide esperar sentada.
La visita tan ansiada
de unos reyes misteriosos
con sus regalos preciosos,
tiene en sus manos la vela
de la virgen de su abuela
y unos ojos temerosos.

En su carta ella les pide
un pan y leche caliente
para algún niño indigente
que lo abriguen y lo cuide.
Y que a los demás no olvide
están bajo los cartones
sin luz en sus corazones,
dejen brillo en su mirada
por su suplica escuchada
devuelvan sus ilusiones.



J.Eugenia Diaz M.

martes, 31 de diciembre de 2019

Estando en la cuenta regresiva a solo seis horas para despedir este año 2019 paso a dejarles mi mensaje de fin de año.
Es un bendición tener sus huellas en mi libro de vida en este año que termina como familia y amistades. Hoy deseo que en sus corazones se genere una alegría tan grande que perdure todo el próximo 2020 esperanza,paz éxito y mucho amor estaré orando por todos para que todos sus deseos se les cumplan.
No puedo dejar de lado la tristeza que hay en mi corazón por la ausencia de mi pequeña Erika si se pudieran cumplir mis deseos dos de ellos serian poder volver a abrazar a mi gordita Erika, abrazarla tan fuerte haciendo una cadena con los brazos de su papà Alfredo,su hermana Lili, y los míos.

El otro deseo es ver plenamente realizados los deseos de mi hija Lili,que tenga mucha salud y un camino de luz en su vida.

¡Con todo mi amor sincero les deseo que este 2020 les sea feliz y provechoso.!

jueves, 26 de septiembre de 2019

Algún día


Algún día te voy a sacar del espejo,
te abrazarè muy fuerte para estar fusionadas
y te diré tranquila que ya puedes dejar
de llorar tu silencio en las esquinas

que soltaràs el llanto fuerte y  triste,
con la ventana abierta sin temor.
Te pediré que mires en mis ojos las guerras
que has vivido y observes en mis manos
el puñado de sueños tan tuyos y tan míos.

Algún día
nos daremos el tiempo de volver
a ser niñas,y hacernos un ovillo en la cama
con la cara mojada por las lágrimas,
esperando ese ángel que sabemos existe.

Y las dos soltaremos el cansancio
de fingir ser valientes con la càscara abierta
mostrando cicatrices remendadas,
con un caudal sin freno corriendo por el rostro.



J.Eugenia Diaz M.

sábado, 14 de septiembre de 2019

Sigo aquí


Aun cuando no me ves por la oscuridad
 que provoca la ausencia,
búscame en tu memoria y háblame como siempre,
yo te estaré escuchando en los recuerdos
que tu voz humedece como llovizna suave
 después de un triste sol.

Extraño tu cigarro impregnando el ambiente
y las conversaciones que hoy están tan lejanas,
 aun siento que vivo cuando leo los versos
que ha dejado el poeta aunque ya sean antiguos,
y sonrío al recordar los felices momentos.

Quiero sentir mis pasos pasando de puntillas
dentro de tu cabeza para ver como bordas
unas hermosas alas a tu musa.

Y volver nacer  cuando tu necesites
acercarme a tu mundo, a tu mesa de noche,
y des cuerpo a mi imagen entre volutas de humo,
para que  te percates que aun sigo presente,
dentro del universo que te da el pensamiento.



J.Eugenia Dìaz M.

martes, 20 de agosto de 2019

Reencuentro


Por fin te escucho, te hago caso vengo a tu encuentro, me llega tu sonido como un murmullo suave que acaricia y me envuelve sintiendo que humedeces esta piel vieja retirando las costras, dándole sanidad, penetrando hasta lo más profundo del alma.

Me reconozco en ti, siento la fuerza y la alegría que aún tienes impregnada  me doy cuenta que seguimos siendo una sola, aunque nos separamos un tiempo por esa confusión de sentimientos hoy quiero regresar a ti, te haré caso y viviré por y para mí, reparare todos los agujeros por los que se han ido fugando trocitos de mi vida.
Tomaré tu mano para salir con luz y sin fantasmas se que en el camino me quedare con menos personas, pero en algún lugar del universo paralelo existen seres sinceros y leales que me aman y esperan mi reencuentro.
Por fin me animo a ser yo misma, no te asustes si no me reconoces.

J.Eugenia Diaz M.